Philippe Montanier ya trabaja en el que será su segundo proyecto al frente de la Real Sociedad, y en el que no habrá muchas caras nuevas. Según explica el diario Marca, el entrenador francés tiene la intención de certificar solamente unos 3 fichajes, y entre ellos tendrá que haber algún delantero porque el técnico piensa prescindir de dos.

Y es que Diego Ifrán y Joseba Llorente tendrán que buscarse equipo porque no entran en los planes del preparador para el siguiente curso. Estas bajas, unidas a la más que probable partida de Carlos Vela, dejarán al combinado vasco con su ataque muy mermado, así que esa será la línea que tendrá más refuerzos.