Fiorentina 3 – 4 Nápoles

2 conjuntos que se han reforzado de manera interesante en el mercado estival de traspasos se veían las caras en la primera jornada de la Serie A. Erick Pulgar adelantaría a la Fiorentina desde el punto fatídico nada más arrancar el choque (1-0), aunque Dries Mertens devolvería la paridad al luminoso en el tramo final de la primera mitad (1-1). De hecho, el Nápoles le daría la vuelta a la tortilla justo antes del descanso, todo ello merced a una diana materializada por Lorenzo Insigne de penalti (1-2).

Nikola Milenković pondría el 2-2 en el luminoso al poco de comenzar la segunda mitad, aunque poco le duraría la alegría a la Fiorentina, dado que José Callejón pondría de nuevo por delante al cuadro encabezado por Carlo Ancelotti (2-3). Kevin-Prince Boateng devolvería la paridad al luminoso (3-3) antes de alcanzar el ecuador del segundo acto, aunque Insigne firmaría su doblete particular 2 minutos más tarde (3-4). Sin duda, una auténtica locura de partido (a la altura del Villarreal 4 – 4 Granada) que se acabaría llevando el Nápoles en el Estadio Artemio Franchi.