Roque Mesa viene de haber participado en 37 partidos con el Sevilla durante la última temporada, pero eso no garantiza para nada su continuidad. Es más, según afirma él mismo en declaraciones al diario La Provincia, tendría muchas opciones de cambiar este verano de aires.

«La realidad es que soy uno de los jugadores transferibles. Tengo contrato con el Sevilla. Si viene algún club y me quiere fichar y el club está satisfecho, pues ya se vería. Lo he comentado, tiene que ser algo que sea bueno para todas las partes. De momento estoy tranquilo y estoy disfrutando con mi gente y familia. Si me tengo que ir, lo haré con la cabeza bien alta. Al Sevilla siempre le desearé lo mejor. Mi profesionalidad queda avalada por mi trayectoria», afirma el centrocampista.