Desde el Tottenham no pierden detalle del interés de varios clubes de renombre que van tras la pista de Christian Eriksen (27 años), mucho menos ahora que el jugador ha manifestado su interés por no continuar en el club. Desde la entidad inglesa ya están pensando en el mercado de invierno para sacar tajada por el futbolista, dado que a partir de junio quedará como jugador libre.

«Mi situación no importa en absoluto. Todos somos profesionales y en todos los clubes se habla de jugadores que se van», ha interpretado Eriksen para el diario Ekstra Bladet. «Ese asunto mío personal no tiene relación alguna con cómo nos está yendo hasta ahora esta temporada», quiso dejar claro posteriormente. «No me afecta lo que se está escribiendo», sentenció.