Manolo Márquez se ha despedido de la UD Las Palmas en rueda de prensa. El técnico presentó su dimisión ayer y ya no continuará al frente del vestuario amarillo. Ha tenido la oportunidad de explicar sus motivos y decir adiós ante los medios de comunicación.

Asegura que no se marcha por la presión de la Primera División, ya que cree estar capacitado para entrenar en ella, sino que se marcha porque va «a continuar en al entidad ligado al fútbol base. Al fin al cabo con el fútbol base es con lo que he disfrutado más. No hay más razón que esa. No hay más motivos». Asegura que entrenar al primer equipo «no acababa de llenarme».