El delantero hispano-brasileño tiene planes a años vista con la entidad de Mestalla. Por su mente no pasa otra opción que no sea seguir vistiendo los colores del Valencia y en cada ocasión muestra su deseo. El último gesto, según informa Súper Deporte, le ha costado una parte importante de su dinero.

Rodrigo Moreno ha tomado la decisión de comprarse, defintiivamente, una casa en la ciudad del Turia, en un movimiento que aboga aún más por su apuesta de continuar como valencianista la próxima campaña. Aunque su futuro no es claro y depende mucho de la importancia de las ofertas que reciba el club, no cabe la menor duda del compromiso alcanzado entre este y su equipo.