Se espera que después de la final de la Copa del Rey de este sábado, Andrés Iniesta comunique en los próximos días su salida del FC Barcelona rumbo a China. Pero no se conocía hasta ahora el destino concreto del jugador, si bien el Tianjin Quanjian partía como la escuadra con más opciones de ficharlo.

Sin embargo, Marca acaba de desvelar que su futuro apunta al Chongqing Dangdai Lifan, que preside el mismo hombre que hace lo propio en el Granada: Jiang Lizhang. Este club sería el que habría convencido al manchego para que sea el nuevo estandarte de su equipo.