Hasta que fichar a Malcom, el FC Barcelona estuvo pendiente de llevarse a Willian del Chelsea y tener así un nuevo extremo para reforzar su delantera. Pero los blues no dejaron salir al brasileño, que salvo gran sorpresa seguirá en Stamford Bridge en esta nueva temporada.

Sin embargo, de acuerdo con el Daily Express, el atacante sacará partido a esos flirteos estivales con los catalanes. Porque se espera que el combinado londinense le ofrezca este otoño un nuevo contrato para premiar su rendimiento y evitar tentaciones futuras.