El Borussia de Dortmund sorprendía hace unas semanas al FC Barcelona en el estreno de la Champions League, con un gran partido en el que solamente le faltó el gol. Pero los de Lucien Favre mostraron una buena carta de presentación en Europa e igualmente en la Bundesliga; algo que no ha tenido continuidad.

Tras ese partido el combinado germano ha visto cómo decaía su rendimiento, sus resultados empeoraban hasta el punto de empatar el pasado fin de semana con el Friburgo y no aprovechar el tropiezo del Bayern Múnich en casa. Los alemanes son octavos con 12 puntos de 21 posibles en su campeonato.

Este complicado inicio de temporada ha provocado que ya se hable de Ralf Rangnick como recambio del preparador suizo, según los últimos rumores. Y es que estos parones de selecciones suelen ser momentos propicios para cambios en los banquillos, ya que son semanas sin competición donde las especulaciones se van alimentando.

Queda mucha temporada por delante, el liderato está a solamente 4 puntos y el Bayern Múnich a apenas 2 en un comienzo de curso que les está pasando factura a todos los grandes de Alemania. Perro las alarmas ya suenan en Dortmund.