Mehdi Benatia no termina de cuajar en el Bayern Múnich. Después de un verano de 2014 donde se convirtió en uno de los grandes protagonistas del mercado merced al interés que despertó en varios de los conjuntos más importantes del continente, finalmente el destino del marroquí finalmente se encontró en el Allianz Arena.

A fin de lograr su objetivo, la escuadra dirigida por Pep Guardiola desembolsó una cantidad que ronda los 26 M€. Sin embargo, y lejos de lo esperado, el ex jugador de la Roma apenas tuvo oportunidades durante la temporada pasada. Sus recurrentes problemas físicos, unidos a la falta de adaptación al sistema del técnico provocaron que su aportación fuera muy escasa y se limitara a 15 partidos de Bundesliga.

Esta campaña la situación no ha variado de forma notable (6 partidos en la competición germana traducidos en 420 minutos), por lo que los rumores acerca de un cambio de aires están a la orden del día. Entre los posibles destinos de los que se ha hablado se encuentran tanto la Juventus como la propia Roma, que busca con denuedo su regreso.

El Bayern Múnich pretende aprovechar este interés por parte romano para acercar al que es uno de sus objetivos. Concretamente, y según señala TMW, se trata del griego Kostas Manolas (24 años), ex jugador de Olympiakos que está disputando su segunda campaña en Italia y tiene contrato hasta 2019. ¿Aceptarán los italianos este intercambio?