Con su victoria del pasado sábado antes del parón de selecciones frente al Bayern Múnich, el Borussia de Dormtund alargó su dulce inicio de temporada y puso tierra de por medio en la Bundesliga. Ya son siete los puntos de ventaja del conjunto de la Renania con respecto a su gran rival.

Cuatro la ventaja que los de Lucien Favre tienen sobre el Borussia de M’gladbach, de manera que van lanzados a reconquistar un campeonato que se les resiste desde 2012. Aún es pronto para lanzar cohetes, pero esta escuadra ha desplegado un gran fútbol y vuelve a ilusionar con su clásico estilo veloz, su pegada y contundencia en los partidos importantes, como vimos ante el Atlético de Madrid en Liga de Campeones.

Y por si fuera poco, las buenas noticias siguen porque Marco Reus vuelve a ser el de antes, un atacante decisivo y letal de cara a la portería contraria. Autor de 8 dianas en 11 partidos del campeonato regular, vuelve el germano a brillar cuando las lesiones al fin lo respetan.

Suma en total 11 goles y 7 asistencias repartidas entre las competiciones que ha disputado, que son las tres grandes. Vuelve a ser aquel Marco Reus que hace un lustro encandilaba a los grandes de Europa hasta que las lesiones lo apartaron de la primera línea. A sus 29 años y con más madurez, es el gran líder de un BVB que quiere volver a reinar en Alemania.