«Siempre lo he visto entrenar de la mejor manera y con la mejor predisposición para lo que necesite el equipo, sea en la banda o como delantero y no ha cambiado. Es importante para nosotros, nos da una verticalidad y un cambio de paso sobre la velocidad que no la tienen muchos de los jugadores que tenemos ofensivamente. Seguramente lo utilizaremos donde más comido se encuentra, que es arriba».

Así se pronunciaba en rueda de prensa este mismo viernes el propio Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, en rueda de prensa sobre Ángel Correa. El atacante de 24 años estuvo cerca de protagonizar un traspaso al AC Milan que finalmente se terminó abortando.

Afronta ahora su quinta temporada en el cuadro rojiblanco, con el que comenzó a jugar en 2015, y después de un curso que fue el peor para él en números (5 goles en 55 partidos). Aunque siempre ha tenido sus minutos y oportunidades, siendo además útil a su entrenador por su versatilidad y capacidad para jugar en diferentes posiciones del ataque.

Ahora lo tendrá más complicado, con el gran estado de forma que ha mostrado Vitolo en el inicio de curso. Pero el Cholo necesitará a todos sus efectivos a punto en este curso que será largo y con bastantes dificultades. Y para él será la última oportunidad de reivindicarse si no quiere volver en enero a la rampa de salida.