Aunque el mercado estival cerró definitivamente sus puertas hace tres semanas, los medios aún se hacen eco de algunas operaciones que, por unos motivos u otros, no pudieron ser completadas. Entre ellas, por ejemplo, la que tuvo como protagonista al centrocampista Matías Vecino.

Según relata FcInterNews, tras seguir sus pasos en el Mundial de Rusia (donde acumuló cinco partidos con la Selección de Uruguay) las directivas de Chelsea y Atlético de Madrid se pusieron en contacto con su actual club, el Inter de Milán, para sondear su posible contratación. Los nerazzurri escucharon atentamente sus propuestas, pero finalmente decidieron declinarlas.

Pese a que seguramente podrían haber obtenido más de los 24 M€ pagados en su momento a la Fiorentina, los dirigentes lombardos optaron por conservar a un futbolista que venía de completar una buena temporada y que cuenta con el absoluto respaldo de Luciano Spalletti.

Vecino, de 27 años, aterrizó en el Inter en el verano de 2017 tras defender con anterioridad las elásticas de Central Español, Nacional, Cagliari, Empoli y el citado cuadro viola. En su aún exiguo periodo con los interistas, acumula ya un total de 35 partidos (4 goles y 4 asistencias).