Cuando se habla de los objetivos del FC Barcelona para reforzarse de cara a la temporada que viene, inevitablemente aparece en escena el nombre de Rodrygo. Este brasileño de 17 años defiende los colores del Santos, equipo en el que ha comenzado a despuntar hasta la fecha.

Autor de 3 goles en 11 encuentros, estamos ante una auténtica joya de futuro a la que sigue con gran interés el cuadro culé. No para este verano pero sí con vistas a un futuro no muy lejano, ya que los planes azulgranas pasan por atarlo de cara al año 2020.

De manera que, tal y como indica una información de Sport hoy, desde las filas del campeón de Liga han iniciado una ofensiva para su fichaje. Esta incluye una oferta por el atacante, que sería de 30 M€, algo que no convence a los brasileños, que exigirían los 50 millones de dólares (42 M€) de su cláusula de rescisión.

Como ocurriera en el caso del Real Madrid con Vinicius Junior, el equipo europeo pretende asegurarse el talento y el sudamericano quiere sacar tajada. Habrá que ver cómo avanzan las negociaciones que se esperan duras y largas.