El Valencia tiene muchas incógnitas por resolver de cara al mercado de invierno, pues en septiembre se produjo un relevo en el banquillo y recientemente la salida del hasta entonces director general, Mateu Alemany. De modo que todo está en el aire en la planificación deportiva.

Explica Súper Deporte no obstante, que en la capital del Turía sí hay maniobras interesantes para tratar de fortalecer la plantilla valencianista, aunque parezca complicado en enero. Y en esa línea acaba de trascender el nombre de un posible objetivo para el centro del campo.

Se trata de Lucas Robertone, un jugador de 22 años de Vélez Sarsfield, que viene de jugar 14 partidos (1 gol) con este conjunto. Un futbolista interesante que fue espiado además recientemente por los ojeadores valencianistas, y que gusta mucho en la entidad.

Evidentemente para hablar de algo más que un simple interés tendremos que esperar a que se acerque el mercado y también para saber si este club tiene intenciones reales de hacer fichajes.