«Vamos a presentar a un nuevo jugador que va a ayudarnos a generar nuevas ilusiones. Un joven jugador que está deslumbrando en el presente y que va a ser un pilar de nuestro equipo en el futuro». De esta forma arrancaba Florentino Pérez el acto de presentación oficial de Dani Ceballos, futbolista reclutado por el Real Madrid la pasada semana.

Durante su intervención, el presidente blanco se esforzó por destacar el profundo sentimiento madridista de un jugador que también fue seriamente tanteado por el FC Barcelona. «Tu firme convicción por vestir la camiseta del Madrid ha sido clave. Es el club que has elegido para triunfar, tu empeño por defender este escudo nos enorgullece y no lo vamos a olvidar. Trabaja y lucha, sin desfallecer, aquí comienza tu sueño. Has elegido este escudo del corazón y tienes la responsabilidad de defenderlo», aseveró.

Posteriormente, le llegó el turno al principal protagonista del acto, quien no dudo en agradecer el interés mostrado por el mandatario y en exhibir su amor por el cuadro de Concha Espina. «Quiero agradecer al presidente la confianza que depositó en mí desde el primer momento. Yo no tuve ninguna opción de decirle que no, mi sueño desde pequeño era estar aquí. Vengo a sudar esta camiseta hasta el último segundo y a hacer más grande la historia de este club. ¡Hala Madrid!», indicó.

Por cierto, a lo largo de su turno de palabra, Pérez dejó entrever que el cuadro de Chamartín está abierto al desembarco de nuevos futbolistas. «Poco a poco vamos completando nuestra plantilla, porque el madridismo exige siempre lo máximo. La temporada nos debe servir como inspiración para la conquista de nuevos títulos. Para ello contamos con una de las mejores plantillas de nuestra historia y con Zidane que nos marca el rumbo», aseveró.