Curiosamente, este futbolista era uno de los que más posibilidades tenían de abandonar el Real Betis el pasado verano, pero finalmente se quedó. Y eso ha sido sin duda un motivo de alegría para los aficionados heliopolitanos, ya que está mostrando un gran rendimiento en este curso.

Se trata de Achille Emana, que ha jugado hasta el momento 8 encuentros de Liga (6 goles) con el combinado que dirige Pepe Mel. Esos números no han pasado desapercibidos para el otro club de la ciudad, el Sevilla, que lo tendría en su agenda de cara a futuras ediciones del mercado, según la Cadena Ser.

El camerunés podría contribuir a reforzar la medular del equipo dirigido por Gregorio Manzano, ya que posee un gran poderío físico y mucha capacidad para ver puerta. Sin embargo, al club de Nervión no le será fácil ficharlo, ya que otros clubes como el Galatasaray también lo quieren (ver artículo).