«Rafinha está con nosotros. Ha cambiado que la pasada temporada estaba lesionado y en enero buscamos una cesión, pero este año sí ha empezado y en principio seguirá con nosotros». Así hablaba ayer Ernesto Valverde en rueda de prensa sobre Rafinha, jugador del FC Barcelona.

Tras haber sido cedido la temporada pasada en enero al Inter de Milán, el brasileño ha convencido al entrenador durante la pretemporada. De hecho mandaba un claro mensaje a sus dirigentes dejando claro que no espera la salida de este jugador en este mercado estival.

Su titularidad en la Supercopa de España y su convocatoria para el duelo ante el Deportivo Alavés de esta noche, presagian que puede ser un jugador muy utilizado en la medular. Justo lo contrario de lo que sucede con Munir y Paco Alcácer, ya que ninguno de los dos jugará esta noche.

Con el mercado en Italia cerrado y descartada por tanto la vuelta a un Inter de Milán que no quiso comprarlo hace semanas, Rafinha ve cómo su futuro ha dado un giro radical. Tendrá una nueva oportunidad de triunfar en Can Barça.