Keylor Navas tiene la oportunidad de dar un paso al frente. El portero costarricense, olvidado por un Santiago Solari que no ha dudado en apostar por Thibaut Courtois pese a no escatimar en elogios hacía él, regresó a la titularidad en la ida de octavos de final de Copa del Rey. Lo hizo debido a la lesión del futbolista belga, actualmente lesionado y que tampoco estará disponible frente al Real Betis el próximo fin de semana.

En buena forma pese a sus habituales suplencias, el guardameta recientemente renovado tendrá la oportunidad de mostrar nuevamente su valía bajo los palos del campeón de Europa. Esto no frena, de cualquier modo, las dudas acerca de lo qué ocurrirá con su futuro una vez concluya la presente temporada 2018-2019.

Aunque los blancos ven inviable la posibilidad de prescindir del ex del Levante este mismo mes de enero, la puerta de salida para el próximo verano está abierta de par en par. En el seno del Real Madrid están encantados con el futbolista, cuyo comportamiento y rendimiento está siendo intachable desde su desembarco en el Santiago Bernabéu. Por este motivo, el campeón de Europa pone en las manos del Tico todo lo referente a su futuro y no pondrán trabas a su decisión, ya sea continuar en el propio club (lo cual le dejaría en un papel secundario) o apostar por una salida con destino a un nuevo reto que le permita seguir siendo protagonista.