Atlético de Madrid 3 – 2 SD Eibar

El Atlético de Madrid quería situarse líder en solitario en la máxima categoría de oro del fútbol nacional, además de aprovechar el pinchazo del FC Barcelona en El Sadar (2-2). No obstante, Charles Dias daría el primer zarpazo de la tarde en el Wanda Metropolitano al poco de arrancar la contienda. Por increíble que parezca, el cuadro local no fue expeditivo en defensa, lo que supo aprovechar el delantero de la SD Eibar para batir a Jan Oblak con un certero testarazo para subir el 0-1 al marcador.

Y el jarro de agua fría para los pupilos de Diego Pablo Simeone sería aún mayor antes de llegar al ecuador del primer acto, dado que Anaitz Arbilla enmudeció por completo a los seguidores rojiblancos al superar a Oblak y colocar el 0-2 en el luminoso. Estaba siendo el fin de semana de resultados más que sorprendentes, por lo que el cuadro armero quería aprovechar la indecisión de los colchoneros para sumar un triunfo que valdría oro más adelante en su lucha por la permanencia.

Sin embargo, el Atleti fue capaz de recortar distancias en el luminoso antes de alcanzar la media hora de juego. Diego Costa y João Félix lanzarían un contragolpe que lideraría el de Lagarto, quien se marchó de la marca de su adversario, vio venir a Marko Dmitrović y le sirvió el cuero en bandeja de plata para que el ex del Benfica anotara el 1-2 en el electrónico. Poco después, el juego estuvo interrumpido unos minutos con motivo de un encontronazo entre Charles y Mario Hermoso.

Afortunadamente, uno de los goleadores de la escuadra visitante pudo continuar en el terreno de juego. Fabián Orellana pondría a prueba a Oblak poco antes del descanso, aunque el cancerbero esloveno. El ’Cholo’ decidió mover ficha en el entreacto, por lo que Vitolo Machín reemplazó a Macos Llorente en el césped. Y no pudo tener un mayor acierto el míster argentino, ya que el hombre que le dio el triunfo en Butarque contra el Leganés vería portería al poco de arrancar los segundos 45 minutos. El canario anotó el 2-2 después de aprovechar una asistencia de Renan Lodi.

José Luis Mendilibar sufriría un contratiempo por la lesión de Sergio Álvarez, ya que el jugador armero se rompió en una carrera (dio la sensación de ser una rotura de fibras). A continuación, hubo unos instantes de tensión porque tuvo que intervenir el VAR. Diego Costa finiquitó la jugada, si bien es cierto que la retaguardia de los vascos se frenó en seco al considerar que el hispano-brasileño estaba en fuera de juego. Y acertó el Eibar, aunque pareció durante unos segundos que el trencilla iba a dar por válida la diana del ex del Chelsea.

Simeone optó por Rodrigo Riquelme, una de las perlas de la cantera colchonera, para sustituir a un Thomas Lemas que apenas entró en contacto con el cuero durante los casi 80 minutos que estuvo en el campo. Diego Costa vería, una vez más, cómo el árbitro anularía su diana por posición antirreglamentaria. Una lástima, especialmente, por el recurso técnico de Vitolo al asistir al hispano-brasileño con un vistoso taconazo. Aun así, la remontaría se completaría segundos antes de llegar al minuto 90, momento en el que el propio Vitolo filtró una asistencia a Thomas Partey, quien sustituyó a João Félix, para que el ghanés le diera los 3 puntos al Atlético (3-2). Por tanto, los rojiblancos son líderes en solitario con 9 puntos, además de aventajar en 5 al FC Barcelona (a la espera de lo que haga el Real Madrid en Villlarreal).