«Ya me he decidido, ya sé lo que voy a hacer. Por ahora, lo único que pienso es jugar bien con el Chelsea, me queda un año y medio de contrato, lo sabe todo el mundo (...) ¿Se conocerá antes o después del mercado? No sé, esperaré a un buen momento...». En las últimas horas, el atacante belga Eden Hazard ha reconocido que ya ha tomado la decisión que marcará su futuro. Eso sí, el jugador ha dejado claro que no dará más detalles hasta que llegue el momento oportuno.

Detrás de la sutileza mostrada por el futbolista se encontraría el Real Madrid. Ésa es, al menos, la sensación que se desprende de un artículo que ha firmado en las últimas horas OK Diario. En él se asegura que los blancos quieren cerrar su fichaje sin desatar las iras del Chelsea y que por eso han instado al futbolista a mostrarse así de cauto a la hora de abordar las cuestiones relativas a su futuro.

Los de Chamartín están convencidos de que es una simple cuestión de tiempo que el belga termine aterrizando en el Santiago Bernabéu, por lo que creen mucho más lógico seguir una táctica basada en la paciencia y el respeto que buscar la confrontación directa con un club con el que, además, mantienen una relación fluida.

En realidad, los blancos desean repetir la misma estrategia que el pasado curso propició el desembarco de Thibaut Courtois. Eso sí, en este caso, los madrileños tendrán que abonar una cantidad muy superior, ya que los blues solo aceptarán el traspaso de su pupilo si reciben una oferta que ronde los 100 M€. «Es una cantidad ceasequible si tenemos en cuenta el caché del atacante, que no es otro que el de uno de los mejores jugadores del planeta», concluye el digital.