«No lo vas a saber, lo vas a saber mañana». Así respondía ayer Zinedine Zidane en rueda de prensa a la pregunta sobre quién sería su portero titular en su primer partido esta tarde ante el Celta de Vigo, ya que esta temporada Thibaut Courtois había relegado a Keylor Navas a la suplencia, especialmente con la llegada de Santiago Solari.

No quiso mojarse el preparador francés, de manera que no será hasta dentro de unas horas cuando conozcamos la primera decisión al ver su once inicial, sobre las 3 de la tarde. Y sabremos si el arquero costarricense vuelve a la titularidad, ya que solamente ha jugado 14 partidos esta temporada.

A sus 32 años y pese a su reciente renovación, la llegada del meta belga había complicado su continuidad en el cuadro blanco. Aunque como bien indica hoy Marca, el regreso del galo al banquillo hace que tenga muchas opciones de seguir porque confía en tener así más minutos.

Con contrato hasta 2021, sabe el tico que el técnico podría hacer un reparto más justo y se basará en el trabajo visto cada semana. Además Zidane le está muy agradecido por su contribución en las últimas temporadas y la relación es excelente.