Hace apenas unas horas, el programa El Club de la Mitjanit, de Catalunya Ràdio filtraba una información en la que se aseguraba que tanto el entorno del jugador como los directivos del FC Barcelona daban por hecho que el holandés Matthijs de Ligt se convertirá en nuevo jugador del cuadro catalán el próximo verano. Es más, el medio se atrevía a situar en 70 M€ el coste de la operación.

Pues bien, tras consultar una noticia que acaba de publicar Mundo Deportivo, puede concluirse que el desembarco del central en el Camp Nou no está aún tan cantado como se comenta. De hecho, el rotativo explica que otro de los grandes pretendientes del jugador, el París Saint-Germain aún no ha tirado la toalla.

Según este rotativo, los galos pretenden aprovechar las conversaciones que en breve mantendrán con su agente y el de Marco Verratti, el controvertido Mino Raiola, para vincular la renovación del centrocampista italiano con el fichaje del futbolista holandés, al que también representa. «El PSG quiere forzar al representante italiano a que persuada a De Ligt a jugar con en el Parque de los Príncipes la próxima temporada», explica.

Forjado en la prolífica cantera del Ajax, el poderoso defensa debutó con la primera plantilla del Ajax de Ámsterdam durante el curso 2016-2017, aunque fue la temporada pasada cuando se asentó definitivamente en el primer equipo y arrancó su imparable progresión (acumula 102 partidos oficiales, 10 goles y 5 asistencias).