Estaba Neymar encaminado a ser el guía que llevara al PSG a la que debía ser la primera Champions League de su historia, el salto definitivo para apuntalar a los galos en el estrellato europeo. Y de paso convertirlo en el segundo club francés de la historia con al Orejona. Pero en apenas dos años el sueño se ha truncado en pesadilla.

Ahora mismo se negocia la salida del delantero por la puerta de atrás, después de todo lo que ha sucedido en los últimos meses. Así que ahora en la escuadra francesa comienza a trabajarse en la era que arranca ya tras el paso de este atacante, con Kylian Mbappé como gran estrella y varios planes para ocupar el hueco de Neymar.

Como explica Le Parisien, la primera idea para relevar al delantero es la más obvia y sería la llegada de Philippe Coutinho desde el FC Barcelona, que como se viene rumoreando entraría en la operación. Y también gana enteros el posible fichaje de Paulo Dybala desde la Juventus de Turín, que le busca salida.

Además se podría invertir más dinero en acabar con el debate de la portería, y aquí es donde Gianluigi Donnarumma (AC Milan) aparece como favorito, toda vez que el meta italiano podría dejar un buen dinero en las arcas de los rossoneri.