En los últimos meses el Chelsea ya ha ido realizando una serie de movimientos con vistas a preparar una gran revolución en la plantilla. Los fichajes de Marko Marin o Kevin de Bruyne son la mejor prueba de que los blues quieren rejuvenecer el plantel de cara a la siguiente campaña.

Así, una información del Daily Mirror afirma que este verano puede haber muchas salidas del combinado de Stamford Bridge, ya que sus dirigentes son conscientes de que el equipo necesita cambios. Así, una vez confirmada la partida de Didier Drogba, Salomon Kalou y José Bosingwa serán los siguientes en decir adiós porque terminan contrato.

Aunque no son los únicos que harán las maletas, porque hay otros futbolistas a los que les resta todavía un año de vinculación y por lo tanto son susceptibles de ser traspasados. Los que menciona el citado tabloide son los siguientes: Florent Malouda, Michael Essien, Paulo Ferreira y Frank Lampard.

En el caso de este último, su salida parece más complicada que la de los demás. El francés, el ghanés y el luso serían traspasados si llegase alguna oferta convincente para los mandatarios del conjunto londinense durante el periodo estival de traspasos.