Tras cerrar el fichaje del talentoso extremo holandés Memphis Depay, el Manchester United se esfuerza por concretar la llegada de otro futbolista que podría dar un considerable impulso a su parcela ofensiva: el brasileño Roberto Firmino.

Según recoge talkSPORT, las negociaciones con su club de origen, el TSG Hoffenheim, estarían ya muy avanzadas y el acuerdo podría quedar cerrado en un breve espacio de tiempo por una cantidad que rondaría los 13,1 millones de libras (alrededor de 18 M€).

Forjado en el Figueirense de su país, Firmino aterrizó en el cuadro del Rhein-Neckar-Arena durante la temporada 2010-2011 y desde entonces ha mantenido una sensacional progresión que le ha permitido acumular 153 partidos oficiales (49 goles) y consolidarse como uno de los nuevos referentes de la Selección de Brasil absoluta (6 encuentros, 3 tantos).

Aunque nadie pone en duda ni el talento ni el margen de progresión del futbolista (apenas tiene 23 años), la contratación de este futbolista no se antoja necesaria. Jugadores como Juan Mata, Ander Herrera o Ángel di María ya se mueven por la misma zona que Firmino, por lo que, tal vez, resultaría mucho más efectivo invertir dicha cantidad en algún jugador con un corte mucho más defensivo.