El futuro de Christian Eriksen pasa por abandonar el Tottenham. Aunque han hecho todo lo posible por retenerle, los spurs han comprendido que el futbolista no tiene intención alguna de renovar su contrato y han optado por comenzar a valorar su salida durante el cada vez más cercano mercado invernal.

Según cuenta el London Evening Standard, la directiva londinense está dispuesto a aceptar ofertas por debajo de los 40 millones de libras (alrededor de 47 M€). Aunque se trata de una cantidad relativamente baja, resulta muy interesante si tenemos en cuenta que el danés podría marcharse en verano sin dejar euro alguno en las arcas (acaba contrato en junio).

En estas últimas horas, algunos medios han señalado que otro gran club de las islas, el Manchester United, estaría encantado de abrirle las puertas, pero lo cierto es que sus opciones de reclutarle son mínimas, ya que el jugador desea iniciar una nueva aventura lejos de la Premier League. De hecho, son Juventus y Real Madrid quienes ahora mismo parecen encabezar la puja.

Aunque el preparador del combinado de Chamartín, el galo Zinedine Zidane, ansía el desembarco de su compatriota Paul Pogba, la directiva merengue no descarta dejar a un lado las pretensiones de su técnico y lanzar sus redes sobre este futbolista nórdico al que anhelan desde hace varias temporadas. En Concha Espina creen que el escenario para reclutarle es inmejorable.