«Es normal que el Barça busque un 9, tengo 31 años». Hace unas semanas, el atacante uruguayo Luis Suárez asumía con total y absoluta naturalidad que el FC Barcelona hubiese dado el pistoletazo de salida a la búsqueda de un jugador que pueda ocupar su espacio.

Desde entonces, la prensa que sigue la actualidad del club azulgrana ha puesto sobre la mesa los nombres de jugadores tan variopintos como el brasileño Roberto Firmino (Liverpool), el polaco Krzysztof Piatek (Génova), el serbio Luka Jovic (Eintracht Frankfurt) o el marfileño Nicolas Pépé (Lille).

Hoy, este último vuelve a coger protagonismo en una información que publica talkSPORT y en la que se asegura que, en caso de lanzarse a por el punta africano, el combinado azulgrana tendrá que verse las caras con el Arsenal. Los gunners también quieren dar un impulso a su delantera el verano que viene y están más que decididos a pasar a la acción e invertir unos 50 M€ en su fichaje.

Reclutado por el citado Lille en el verano de 2017, Pépé ha destacado en este tiempo por su versatilidad (puede actuar en el centro del ataque o moverse por ambos costados), su visión de juego (suma 7 asistencias este año) y un creciente olfato goleador que esta temporada le ha permitido acumular 10 goles en 16 partidos oficiales.