José Mourinho quiere dar un nuevo impulso a su delantera. El preparador del Manchester United cree que un solo futbolista, el belga Romelu Lukaku, no puede soportar el peso ofensivo de la escuadra y ha solicitado a la directiva la incorporación de un nuevo delantero que pueda echarle un cable.

En principio, el gran anhelo del preparador de Setúbal no es otro que Alexis Sánchez (Arsenal), pero lo cierto es que existen otras alternativas sin duda sorprendentes. La primera es la que contempla el fichaje de Jamie Vardy, futbolista que tras firmar una espectacular campaña 2015-2016 y contribuir decisivamente al título de Premier League obtenido por el Leicester City (acumuló 24 goles en 36 partidos de liga) ha experimentado un importante bajón de rendimiento.

Pese a su evidente retroceso (este curso suma 9 tantos en Premier) y al hecho de que acaba de cumplir 31 años, Mou le considera idóneo para reforzar su ataque, ya que valora seriamente su combatividad y movilidad. Eso sí, sacarle del King Power Stadium bien podría requerir de, tal y como indica The Telegraph, una oferta que ronde los 35 millones de libras (casi 40 M€).

Mucho más económica resultaría la segunda y llamativa opción, la que tiene como protagonista a Javier Hernández (29 años). Aunque se trata de un jugador que en su momento se quedó sin espacio en el United, Mou siempre ha dicho que si de él hubiese dependido la marcha de Chicharito nunca se habría producido. El West Ham United, conjunto en el que milita desde el verano y con el que acumula apenas 4 dianas, ya ha dejado claro que no tendrá problemas en darle salida si la oferta recibida le permite recuperar los cerca de 18 M€ invertidos.