Comienza la Premier League el fin de semana y en muchos equipos lo hace sin que tengan definidas sus plantillas todavía del todo, con varios fichajes por cerrar. El Chelsea es sin duda uno de ellos porque el equipo londinense quiere concretar unos cuantos refuerzos todavía antes de que acabe el mes.

En el caso de los blues parece que siguen trabajando en el fichaje de Romelu Lukaku para mejorar su delantera, porque sigue siendo el gran objetivo de este equipo. Y también quiere el combinado de Stamford Bridge mejorar su defensa, porque a Antonio Conte le gustaría tener otro central.

Tras ver cómo se complica la opción Kalidou Koulibaly, el italiano acaba de sumar dos nuevos objetivos a su lista de deseos. De acuerdo con el Daily Mail el primero de ellos es Lamine Koné, marfileño de 27 años del Sunderland por el que también peleaba el Everton.

Por otro lado se habla de Victor Nilsson Lindelöff, sueco de 22 años que juega en el Benfica y tiene una gran proyección de futuro. La pasada campaña participó en 20 encuentros con el club lisboeta.