Aunque su equipo, el SC Heerenveen, se mueve en una más que discreta undécima posición de la Eredivisie, el joven zaguero Kik Pierie ha logrado llamar la atención de, tal y como cuenta el Daily Mirror, tres grandes clubes de la Premier League: Manchester City, Chelsea y Manchester United.

Nacido en Boston (EE.UU.), pero con pasaporte holandés, el central debutó con la primera plantilla del cuadro holandés en la recta final del curso pasado (disputó dos partidos), pero ha sido durante la presente temporada cuando finalmente ha logrado asentarse en el primer equipo y consolidarse como uno de sus pilares defensivos (ha sido titular en 25 de las 27 jornadas de liga disputadas hasta la fecha).

Además de por su aún considerable margen de progresión o de por su notable rendimiento reciente, Pierie resulta interesante para los clubes de las islas por haber mostrado unas evidentes dotes de mando con apenas 17 años y por su polivalencia, una cualidad que le permite desempeñarse también con soltura como lateral zurdo.

Con contrato en vigor hasta junio de 2021, el fichaje del internacional sub’19 pasará por una dura negociación con la directiva holandesa y por el pago de una cantidad que, atendiendo a la valoración de la web Transfermakt, debería ser siempre superior a los 2 M€.