«¡Quédate!» Ése es el mensaje, casi desesperado, que le ha transmitido Ole Gunnar Solskjer a Paul Pogba. El técnico noruego cree que sin el galo resultará aún más complicado que el Manchester United recupere la competitividad perdida y por eso no ha dudado en pedirle que posponga, durante al menos un año, su deseo de cambiar de aires.

Ya que asume que retener a un jugador en contra de su voluntad puede ser muy perjudicial para los intereses de la entidad, el preparador pretende apelar a la buena voluntad del futbolista y convencerle de que lo mejor para todos es que continúe en el equipo hasta el término de la próxima campaña.

Aunque por motivos bien distintos, la postura de Solskjaer coincide plenamente con la de la directiva de los diablos rojos. En su caso, la negativa a darle salida responde más a intereses económicos que deportivos, ya que pese a estar un poco hartos de su comportamiento, los dirigentes también tienen claro que no regalarán a un jugador que concita las miradas de Juventus y Real Madrid.

Tras recibir este mensaje, queda por ver cómo reaccionará un Pogba que, en los últimos tiempos, ha aprovechado cualquier comparecencia pública para mostrar su firme deseo de arrancar un nueva aventura lejos de las islas y que cuenta, además, con un agente empeñado en hacer negocio con su venta. «El club conoce sus intenciones y sus sentimientos desde hace tiempo. Es una lástima que haya gente a la que guste sólo criticarlo, sin tener la información correcta, y lamento que el club no haya tomado posición alguna contra estos ataques. Ojalá pronto haya una solución satisfactoria para todas las partes», reconoció ayer mismo Mino Raiola.

En estas últimas horas, el citado Solskjaer ha tomado la palabra en rueda de prensa para referirse precisamente a este asunto y no ha dudado en arremeter contra Raiola y defender con firmeza a su futbolista. «Los representantes hablan todo el rato. Como dije, no hemos tenido ofertas de ningún club. Eso es todo lo que puedo decir sobre este asunto. Hay una agenda contra Paul, él es uno de los mejores, el mejor. Un gran profesional, nunca ha habido ningún problema y él tiene un corazón de oro», aseveró.