El Manchester United se encuentra trabajando en su proyecto de cara a los próximos años, donde el centro del campo y la delantera son las posiciones que pretende reforzar cuanto antes. Las siguientes ventanas de transferencia se antojan fundamentales en el devenir de la entidad de Old Trafford, escenario que acoge este domingo 20 de octubre un duelo trascendental contra el Liverpool.

Tal y como informa Express, los ’Diablos Rojos’ están pendientes de la situación de Timo Werner. El ariete germano, internacional con la Selección de Alemania, renovó el pasado verano con el RB Leipzig hasta 2023, todo ello cuando parecía que su futuro estaba directamente vinculado con el Bayern Múnich. Sin duda, sería un refuerzo de quilates para el United.

Son varios los jugadores que permanecen en la agenda de la secretaría técnica de los de Old Trafford, donde nombres como Moussa Dembélé, James Maddison, Emre Can o Mario Mandžukić están marcados en rojo para los siguientes periodos de traspasos. En cuanto a Werner, de 23 años, cabe recordar que también estuvo entre los planes del vigente campeón de la Liga de Campeones.

Es evidente que Timo Werner es uno de los delanteros más prometedores para alcanzar cotas interesantes en el panorama internacional del deporte rey. Una realidad más que contrastada, que sigue brillando con luz propia en el RB Leipzig de la mano de Julian Nagelsmann. Por tanto, el Manchester United hará lo que se encuentre en su mano para que el killer se incorpore a sus filas.