Oscar abandona el Chelsea rumbo a la Superliga China. El Shanghai SIPG ha puesto 70,8 M€ sobre la mesa para hacerse con el jugador, que había perdido la confianza de Antonio Conte. El brasileño se reunirá con su compatriota Hulk y estará a las órdenes de André Villas Boas.

El futbolista de 25 años llegó al conjunto de Stamford Bridge en 2012 procedente de Internacional con grandes esperanzas de futuro pero su progresión se ha visto estancada en Inglaterra y el cambio de sistema del entrenador italiano le ha hecho tener un papel secundario dentro del equipo, por lo que la oferta de China era irrechazable para Oscar.

Con este fichaje, el Shagai SIPG se asegura uno de los mejores ataques de la Liga China en busca de alzarse con el título de campeón en un campeonato al que cada vez llegan jugadores de más nivel que aún tienen mucho que ofrecer.