Era uno de los traspasos esperados del verano porque estaba claro que el Everton se le quedaba pequeño a Romelu Lukaku y había varios grandes de la Premier League que necesitaban un delantero. De forma que se acaba de consumar ahora la salida de este goleador del conjunto de los toffees.

Autor de 26 goles en 39 partidos la temporada pasada con el combinado de Goodison Park, la progresión que ha experimentado este jugador en cuanto a goles anotados cada temporada es lo que invita a pensar que seguirá siendo una de las grandes estrellas de la Premier. Sobre todo ahora que comienza este nuevo desafío en su carrera.

Ficha por el Manchester United de José Mourinho, quien ya lo tuvo en el Chelsea poco antes de que saliera precisamente rumbo al Everton. Solamente tiene 24 años y por lo tanto toda la carrera por delante, pese a que lleva muchos años en la élite porque debutó en su país siendo un adolescente y causando entonces sensación.

Ya protagonizó en su día grandes movimientos al fichar por Chelsea y Everton, pero este se lleva la palma porque se ha pagado una gran suma de dinero por él. Será el gran referente ofensivo del combinado de Old Trafford y suplirá por tanto a Zlatan Ibrahimovic en ese rol. Eso cuando pase el reconocimiento médico y firme su contrato con los diablos rojos,como bien explica el club inglés en su comunicado, donde se indica que ha llegado a un acuerdo con el Everton.