Con un concluyente «Ahora ya toca». Así respondió Pep Guardiola a las preguntas que intentaban arrojar algo de luz sobre su futuro. El técnico, visiblemente abatido por la eliminación de la Champions League, no se escondió y reconoció que ahora sí, llega el momento de decidir si continúa o no como técnico del FC Barcelona. «Hablaré con Sandro y con Tito y decidiremos qué es lo mejor para la institución», añadió.

Aunque los aficionados culés confían en la renovación, el técnico no termina de estar convencido. El desgaste provocado por tres temporadas de tensión, el miedo al llamado final de ciclo y la posibilidad de emprender una nueva aventura son circunstancias que generan numerosas dudas en el preparador.

Entre esas opciones de futuro que podrían estar creando incertidumbre figura, sin duda, la posibilidad de hacerse cargo de la Selección de Inglaterra. La información, filtrada por France Football, asegura que la federación inglesa considera a Guardiola como el entrenador idóneo para hacerse cargo de un combinado ahora dirigido, de forma interina, por Stuart Pearce.