Aupado al primer equipo del Benfica el pasado verano, el joven mediapunta Joao Félix (19 años) ya ha conseguido erigirse en uno de los nuevos líderes del cuadro lisboeta (acumula 23 partidos oficiales, 9 goles y 4 asistencias) y en uno de los jugadores más cotizados del panorama europeo.

Durante las últimas semanas, la prensa ha situado al futbolista en la órbita de clubes tan poderosos como Real Madrid, FC Barcelona, Chelsea, Manchester United o Manchester City, pero una información que hoy publica el Daily Mirror apunta en una dirección opuesta y señala que el conjunto que parece contar con más opciones de hacerse con sus servicios no es otro que el Wolverhampton.

Al parecer, la excelente relación que mantiene su agente, el mediático Jorge Mendes, con el técnico de los wolves, el portugués Nuno Espirito Santo, podría resultar determinante para que el joven centrocampista acabe recalando en el Molineux (el actual preparador del cuadro inglés fue el primer cliente que tuvo en cartera el ahora poderoso representante).

Aunque es cierto que en el conjunto británico tal vez encontraría más facilidades para acumular minutos, queda por ver si Mendes es capaz de persuadir al futbolista para que rechace el interés de los clubes más poderosos de Europa y acepte una hipotética oferta de un equipo mucho más modesto.