El Tottenham Hotspur está experimentando serias dificultades para alcanzar su nivel más óptimo a lo largo de la presente campaña. Mauricio Pochettino es una auténtica institución en la entidad londinense, si bien es cierto que el arranque del curso 2019-2020 no está siendo para nada halagüeño. Aun así, el míster argentino confía en revertir dicha dinámica negativa tarde o temprano.

Todo hace indicar que deberá hacerlo cuanto antes, especialmente si no quiere que su puesto corra serio peligro. «Estamos en el proceso de construir y veremos si tenemos tiempo para construir lo que nosotros queremos», señaló Pochettino tras el empate del pasado fin de semana frente al Sheffield United. De hecho, los máximos mandatarios del Tottenham valorarían seriamente el cese del que fuera técnico del Espanyol si se consuma una derrota ante el West Ham United.

Asimismo, hay que incidir en la tesitura de Christian Eriksen. El danés, que estuvo en la rampa de salida de los Spurs durante el pasado mercado veraniego, cumplirá, a priori, el contrato que mantiene con el club de Londres hasta mediados de 2020. Sin embargo, Manchester United, Juventus de Turín o Real Madrid ya manifestaron su deseo para que se sumase a sus respectivos proyectos.

Eriksen, de 27 años, aún está lejos esta campaña de ofrecer su mejor versión, aquella con la que ha deleitado a lo largo de los últimos años a los incondicionales del deporte rey. No obstante, atendiendo a un contenido de La Gazzetta dello Sport, el Inter de Milán haría todo lo posible para que el centrocampista acabe desembarcando en el Giuseppe Meazza. Además, sería a coste cero durante el periodo estival de fichajes de cara a la temporada 2020-2021. ¿Se decantará por la propuesta deportiva que le pueda brindar la escuadra liderada por Antonio Conte?