Finalmente terminó el culebrón y el Manchester United ha hecho oficial la incorporación del atacante japonés Shinji Kagawa, futbolista que llega a Old Trafford procedente del campeón alemán Borussia de Dortmund, que de este modo dice adiós a uno de sus máximas estrellas, tal y como sucedió el pasado verano con Nuri Sahin.

El asiático de 23 años, que llegó al cuadro germano desde el modesto Cerezo Osaka a cambio de 350.000 € dice ahora adiós al Signal Iduna Park después de dos temporadas muy destacadas en las que ha logrado alzarse con la Bundesliga y donde ha tenido un papel clave (43 partidos, 17 goles el último curso).

De este modo, el Manchester United da su primer golpe importante de cara a la próxima campaña y frena en alguna medida el protagonismo que estaba tomando en Chelsea en el mercado de fichajes tras la incorporación del extremo belga Eden Hazard y los rumores que apuntan al inminente fichaje del brasileño Hulk.

Por su parte, el Manchester City continúa valorando distintas opciones y aún no ha realizado ninguno de sus espectaculares movimientos, por lo que habrá que estar muy atentos para ver como responde en las próximas semanas.