7 goles en 13 partidos de Super Ligaen. Ésa es la estadística que ha disparado la popularidad de Marcus Ingvartsen (20 años). El delantero se ha erigido en el principal referente ofensivo del FC Nordsjælland y sus actuaciones no han pasado desapercibidas para un cada vez mayor número de ojeadores europeos.

De hecho, según ha contado en las últimas horas el diario Ekstra Bladet, espías de AC Milán, Juventus, PSV Eindhoven, Niza, Werder Bremen y Brujas aprovecharon la disputa del choque que el pasado domingo midió a su equipo con el Brondby para seguir sus evoluciones y testar si su talento está a la altura de lo que requieren sus respectivos clubes.

Aunque no pudo marcar en este partido, el punta sí que dejó detalles de su capacidad para moverse dentro del área, su habilidad con el balón en los pies y su visión de juego, cualidad ésta que le sirvió para firmar la asistencia del tanto con el que los suyos lograron retener un empate (1-1).

Evidentemente, si el atacante es capaz de mantener este nivel en lo que resta de curso (también se ha mostrado especialmente acertado con la Selección de Dinamarca Sub’21, con la que ha sumado 7 tantos en los últimos 4 choques disputados) es muy probable que las ofertas se agolpen en su puerta el próximo verano y que pueda dar el ansiado salto a un cuadro con mayor nivel. «Definitivamente es mi objetivo ir al extranjero en algún momento, pero ahora es difícil decir cuándo va a suceder. Necesito estar centrado en mi labor dentro del campo», reconoció el propio delantero al ser consultado por su futuro.