No ha sido Italia un territorio propicio para el jugador español, ya que han sido pocos los casos de jugadores que allí han podido brillar. Tenemos que remontarnos muchos años atrás para ver a ya grandes leyendas como Luis Suárez (Inter de Milán), Luis del Sol (Juventus) y Joaquín Peiró (Torino).

Así, durante los años 80 pasaron por el Calcio Víctor Muñoz (Sampdoria), Ricardo Gallego (Udinese) y Martín Vázquez (Torino), con experiencias cortas y sin mostrar el rendimiento esperado. Algo similar ocurrió a finales de la década de los 90 y comienzos del 2000, donde el desfile de nombres propios incluyó a Iván De la Peña y Gaizka Mendieta (Lazio), José Mari y Javi Moreno (Milan) y Javier Farinós (Inter de Milán), Iván Helguera (Roma) o Pep Guardiola (Brescia y Roma).

Aunque ahora la tendencia parece haberse invertido, pues son varios los jugadores nacidos en nuestro país que tienen papeles importantes en algunas de las escuadras más relevantes de la Serie A. Comenzando por el Nápoles, donde nuestros tres representantes ostentan este estatus de piezas clave: Pepe Reina, Raúl Albiol y José Callejón son muy importantes en los planes de Maurizio Sarri para un conjunto que está maravillando en este curso.

En las filas del AC Milan está Suso, que con 6 goles en 21 encuentros es uno de los referentes del club italiano. En una situación similar encontramos a Luis Alberto, quien está triunfando en la Lazio con sus goles y asistencias en su segunda temporada en Serie A, hasta el punto de que Julen Lopetegui lo ha convocado con España.

Y aunque lleven más tiempo en Italia, no por ello nos olvidamos de Iago Falqué (Torino) y Borja Valero (Inter de Milán), ambos importantes en sus escuadras y con un gran recorrido futbolístico a sus espaldas en el Calcio.