La situación de Isco Alarcón es una de las que más dudas genera en el Real Madrid. El centrocampista, pese a que no parte como titular, cuenta con la confianza de un Zinedine Zidane que no dudó en apostar por él en su anterior etapa al frente de la escuadra de Chamartín.

En busca de continuar con una operación salida que le permita ingresar una cantidad significativa de dinero con la que poder abordar el fichaje de Paul Pogba que ha solicitado Zinedine Zidane, el Real Madrid no cierra la puerta a la salida del internacional español si llega una buena oferta por él. Y es que lo que aconteció el pasado curso cuando Julen Lopetegui era el entrenador del equipo merengue la actitud del futbolista no gustó nada en los distintos estamentos del club.

Y mientras el Real Madrid duda al respecto del de Arroyo de la Miel, un conjunto todavía no ha descartado una posible incorporación. Concretamente, y según destaca la información de CalcioMercato, se trata de la Juventus de Turín, donde Fabio Paratici es un profundo admirador del juego del futbolista.

De este modo, y pese a que ahora la prioridad es concretar el desembarco del zaguero holandés Matthijs de Ligt, la Vecchia Signora no desaprovechará la oportunidad de hacerse con los servicios del futbolista andaluz si el Real Madrid entreabre una puerta de salida.