La Juventus se convirtió en uno de los equipos protagonistas durante el pasado mercado estival. El cuadro turinés cerró una serie de movimientos interesantes entre los que destacó el desembarco del deseado central holandés Matthijs de Ligt, futbolista que se sumó desde las filas del Ajax y por el que se adelantaron a otros equipos de primer nivel como el FC Barcelona.

Tiene previsto también la escuadra bianconera moverse en enero. Uno de los grandes nombres propios a seguir precisamente a este respecto es el del centrocampista Paul Pogba, por el que ya se interesó en verano pero cuya incorporación finalmente no pudo cerrarse debido a las reiteradas negativas por parte de un Manchester United que considera al futbolista como parte fundamental de su proyecto.

Varios nombres propios a seguir

También valora el campeón de la Serie A una serie de salidas invernales. Así se extrae de la información que podemos encontrar en las páginas del conocido diario transalpino Corriere dello Sport. A tenor de dicha fuente hasta siete jugadores podrían cambiar de aires aprovechando la apertura del mercado en enero.

El primero de estos nombres propios es el del centrocampista alemán Emre Can, futbolista que no cuenta para Maurizio Sarri y ni siquiera entró en la lista de cara a la Liga de Campeones. Tampoco formará parte de la plantilla turinesa en la segunda mitad de temporada el ariete croata Mario Mandzukic, por el que pujan tanto en Inglaterra como en Catar.

Se duda además sobremanera de lo que pueda acontecer con un De Sciglio por el que suspira el Paris Saint Germain por recomendación expresa de Leonardo y por el que podrían incluirse tanto a Thomas Meunier como a Layvin Kurzawa en la operación. Cabe añadir a esta lista tanto a un Demiral que está en la órbita del AC Milan como a Rugani, con varias novias en la Premier League. Por último, Perin y Pjaca se encuentran en plena recuperación de sus respectivas lesiones y se vería con buenos ojos una salida por medio de un préstamo.