Eurocopa | Finlandia sorprende a Dinamarca

Un solitario gol de Joel Pohjanpalo ha sido suficiente para darle los tres puntos a su selección. Además, Lukas Hradecky pararía un penalti ejecutado por Pierre-Emile Höjbjerg. No obstante, el partido quedaría marcado por el incidente de Christian Eriksen.

Yussuf Poulsen trata de zafarse de la presión de Daniel O'Shaughnessy
Yussuf Poulsen trata de zafarse de la presión de Daniel O'Shaughnessy ©Maxppp

Dinamarca y Finlandia iban a dar el pistoletazo de salida en el Grupo B de esta anhelada Eurocopa, la cual tuvo que posponerse a causa de la crisis sanitaria del coronavirus. Sobre el papel, el combinado dirigido por Kasper Hjulmand partía con la vitola de favorito, especialmente por disponer de profesionales más que contrastados en el Viejo Continente. A saber, Kasper Schmeichel (Leicester City), Daniel Wass (Valencia), Christian Eriksen (Inter de Milán), Martin Braithwaite (FC Barcelona) o Yussuf Poulsen (RB Leipzig).

Sigue después de este anuncio

El Parken Stadion de Copenhague (Dinamarca) se vestía de gala para acoger este partido, un envite que se iniciaría con un dominio territorial por parte de los daneses. La primera jugada con cierta sensación de peligro llegaría a balón parado, una acción en la que intervendrían Eriksen y Braithwaite. Igualmente, Lukas Hradecky estaría imperial para ganarle la partida a Jonas Wind. Poco después, volvería a aparecer para evitar la diana de Eriksen.

Aun así, su mejor intervención (en el primer acto) se produciría después de un remate de Pierre-Emile Höjbjerg. Sin duda, el cancerbero estaba sosteniendo a los suyos, dejando su meta a cero y desesperando a una Dinamarca que era incapaz de dar con la fórmula del éxito. Los locales apostaban por un estilo muy directo, si bien es cierto que se veían frenados continuamente por Hradecky. De todos modos, la noticia (desafortunada) de la jornada la protagonizaría Christian Eriksen.

Consternación por Eriksen

El ex del Tottenham Hotspur, que ha logrado la Serie A con el Inter, caería desplomado sobre el tapete verde en las postrimerías de los 45 minutos inaugurales. Pese a que la decisión de la UEFA fue suspender el compromiso para que el mediocampista fuese reanimado por los servicios médicos, el choque se acabaría reanudando. El formato sería el siguiente: cinco minutos finales de la primera mitad, cinco minutos de descanso y el segundo tiempo. Sin duda, una medida sorprendente por la incertidumbre generada alrededor del estado de salud de Eriksen.

Tras volver al terreno de juego, las dos selecciones no estaban centradas en lo que sucedía en el campo (como era de esperar), dado que la preocupación seguía siendo máxima por Eriksen. Joel Pohjanpalo se convertiría en el héroe de Finlandia al enviar el cuero al fondo de las mallas de la meta custodiada por Schmeichel a la hora de partido (0 – 1), aunque no lo festejaría para mostrar su respeto hacia Christian. Dinamarca tendría el empate en las botas de Pierre-Emile Höjbjerg, pero Hradecky atajaría su disparo desde el punto fatídico. Por tanto, los tres puntos se quedarían en el zurrón de Finlandia.

Más información

Comentarios