El zaguero italiano Giorgio Chiellini ha concedido una entrevista a la BBC en la que ha explicado que, hasta su desembarco en la Juventus, el portugués Cristiano Ronaldo ha sido una de sus peores pesadillas. «Antes de venir Cristiano nos marcó goles muchas veces. Destrozó mis sueños en Cardiff, en Turín y en Madrid», reconoció.

Eso sí, el transalpino ha asegurado que ahora se siente encantado de tenerle como compañero y ha reconocido además que con él dentro de la plantilla, la Juve debe ser considerada como firme aspirante al título de Champions League. «Antes la Champions era un sueño, ahora es un objetivo porque Cristiano es el mejor jugador del mundo y necesitamos que dé el último paso. Su personalidad puede marcar la diferencia. Tiene habilidades fantásticas, dentro y fuera del terreno de juego: su actitud, cómo trabaja, cómo se prepara para el partido, cómo vive todos los días de su vida. Realmente nos puede ayudar. Tenía curiosidad por ver su actitud fuera del campo. Su trabajo en el gimnasio y su concentración son algo que trato de tomar como ejemplo. Me ayuda porque me gusta mejorar cada día», explicó.