No cabe duda que uno de los fichajes más curiosos del pasado mes de enero fue el de Kevin-Prince Boateng por el FC Barcelona, que llegó en calidad de cedido por el Sassuolo. Aun así, más sorprendente fue su marcha del Eintracht de Frankfurt a la Serie A, especialmente cuando se encontraba en un gran momento colectivo en Alemania al conquistar la Copa frente al Bayern Múnich.

Por tanto, el cuadro germano está valorando seriamente la posibilidad de acometer el regreso de Boateng, de 32 años de edad, a Frankfurt, según informa Bild. Es innegable que en el Barça no terminó de encajar, algo que era previsible, sobre todo por la competencia que tenía delante para hacerse un hueco en el cuadro culé. ¿Regresará al Eintracht para recuperar la estrella que ha perdido?