Se trata de uno de los porteros con mayor porvenir del panorama internacional y en el Real Madrid tienen confianza ciega en sus posibilidades. Sin embargo, el guardameta ucraniano Andriy Lunin apenas ha disfrutado de oportunidades desde que aterrizó en nuestro fútbol. Después de su papel secundario en el Leganés el curso pasado, la situación se está repitiendo durante la presente temporada, en este caso en el Real Valladolid.

En esta tesitura, y según destaca la información publicada por el diario As, desde el Real Madrid se valora la posibilidad de romper el contrato de cesión del futbolista con los pucelanos debido a su falta de minutos. Pese a que en el contrato no existe ninguna cláusula de adiós invernal, desde el Real Valladolid no se pondría ninguna pega llegado el caso. Algo similar sucede con Javi Sánchez, que tampoco ha sumado minutos y podría poner punto y final a su etapa en Pucela en enero. Resta, de cualquier modo, que el Real Madrid encuentre un nuevo destino en el que ambas piezas puedan disfrutar de las oportunidades que les han faltado en la primera mitad de temporada.