Ya es oficial la marcha de Sergio García del Espanyol. Tras cinco temporadas como jugador perico, el delantero, de 32 años, da el visto bueno a su marcha al fútbol catarí. El club percibirá por su salida 1,5 M€ y el jugador ingresará 2 M€ por cada una de las tres temporadas que estará en el Al Rayyan.

De esta forma, el técnico Sergio González perderá a una pieza fundamental en su equipo que viene de anotar 15 tantos en la última temporada. El próximo 6 de julio comienza la pretemporada del conjunto blanquiazul y esa era la fecha tope que tenía el canterano azulgrana para resolver un futuro que ya tiene decidido.