El delantero de moda en Gijón, tras la gran temporada que viene realizando en el Sporting, reserva dudas que ha reconocido en Sport 890 sobre una posible vuelta al que es su club en propiedad: «No tuve mucha continuidad en Málaga, se optó por buscar una salida para agarrar minutos y partidos y la verdad es que me estoy sintiendo cómodo y lo estoy haciendo bastante bien. Tengo contrato con el Málaga hasta 2020. A ver cómo termina la Liga y a ver si hay ofertas. Hablaremos con mi representante y veremos si continuamos en Málaga o vamos para otro club. Teníamos pensado que el Málaga iba a estar en Primera el año que viene, pero están haciendo una temporada fatal y ahora tenemos que esperar para ver qué solución hay». Además, Michael Santos no descarta su continuidad en la ciudad asturiana: «Falta mucho, pero me gusta el club, la ciudad y se podría hacer un esfuerzo para continuar aquí».

Por otro lado, el conjunto andaluz medita un regreso que no cogió forma en invierno, donde planeaba acoger a un futbolista que ya pasó por el club en el pasado. Tal y como señala diario As, el Málaga tendría prevista la vuelta de Sergio Sánchez, quien actualmente medita como cedido en el Espanyol por el Rubin Kazan y cuyo contrato con el cuadro ruso termina a final de temporada, por lo que se antoja una operación viable para los boquerones.