Ayer no brilló en el partido frente al Rayo Vallecano. Sin embargo, esto no empaña ni un ápice la sensacional temporada que viene protagonizando el delantero de 30 años Sergio García con el Espanyol. Autor de 13 tantos en los 36 partidos que ha disputado en las distintas competiciones, convirtiéndose en clave del buen curso españolista.

Este buen rendimiento del que fuera internacional español ha provocado que distintos conjuntos estén llamando a su puerta con la intención de acometer el fichaje, si bien el Espanyol no está parado y ya está negociando con el propio agente del jugador (cuyo contrato expira en junio de 2015) una renovación por las próximas tres temporadas.

Dos son los principales obstáculos en forma de equipos para una posible renovación, según destaca la información publicada por Mundo Deportivo. El primero de los interesados es el Southampton, que ante la posibilidad de que Daniel Osvaldo (actualmente cedido en el cuadro bianconero) se quede definitivamente en la Juventus tiene al que fuera pupilo de Mauricio Pochettino en el punto de mira.

El segundo es un Sevilla que se encuentra luchando con el Athletic de Bilbao para lograr la clasificación para la próxima edición de la Liga de Campeones y el cual ya trabaja en distintas opciones que le permitan mejorar su ataque de cara a la temporada que viene.